Política
Atendió a todos

Repartió de lo lindo: dardos de Osvaldo Jaldo para replicar a sus críticos de quienes dijo "son chiquititos"

Osvaldo Jaldo les contestó al dirigente radical José Cano y al intendente de Capital, Germán Alfaro, y los tildó de "chiquitos".

El vicegobernador en ejercicio del Poder Ejecutivo, Osvaldo Jaldo, salió a responder los dichos del intendente de la Capital, Germán Alfaro, quien afirmó: “gobernar no es aumentar el número de ministerios”. Y también retrucó al dirigente radical, José Cano, el cual afirmó: “este gobierno está ciego ante las demandas de seguridad en Tucumán”. Jaldo fue tajante. “Alfarito y Canito, los llamo así porque ambos son chiquitos, quieren o intentan subirse al ring a como dé lugar, ya que los dos están empezando a ser el pasado de la política de Tucumán. Pero ambos van a tener que practicar mucho en Villa Luján para ponerse en forma”, sostuvo.

Y siguió: “Cano o Canito, hermano gemelo de Alfarito y socio, no sólo se conformó con poner a su gente en la Capital, sino que busca lo mismo en el Congreso de la Nación, algo que está a punto de conseguirlo. Mientras que Alfaro se convirtió en el primer intendente invisible de San Miguel de Tucumán, por su no presencia en la pandemia; además de su no presencia en la lucha contra la inseguridad y por su no presencia en el flagelo de las inundaciones. Y ni hablar en la no soluciones para los vecinos”.

Sobre el tema de la inflación, el gobernador interino dijo que con Alfaro en la intendencia “los índices de pobreza e indigencia son los más importantes en el último tiempo y están en el Gran San Miguel”, y que él (por Alfaro) “es el único responsable”.

Pero no quedaron ahí los dichos de Jaldo. Fue por más y expresó: “Alfaro se desentiende de toda solución en cuanto a servicios tan esenciales como son el agua y las cloacas para los vecinos, cosa que atendemos en conjunto con los demás intendentes, inclusive con los que no son de nuestro espacio político”.

Con un tono tranquilo agregó: “les recuerdo a Alfaro y a Cano que nosotros atendemos la pandemia. Y sabemos que estamos haciendo un gran esfuerzo en materia de seguridad, pero que no es suficiente porque los tucumanos nos exigen un poco más. Estamos dispuestos a hacerlo y a seguir trabajando. Por eso sus palabras estuvieron de más. No es momento de criticar sino de hacer”.

Ya sobre el final, cerró: “Alfarito y Canito no sólo no se conforman con intentar desarmar la unidad que armó Roberto Sánchez en la Unión Cívica Radical, sino que además se están transformando en parte del pasado de la historia política e institucional; y, para colmo, intentan despotricar contra el Gobierno de Tucumán”.

Lectores: 65

Envianos tu comentario